Sentencia del Tribunal Constitucional anula la norma para calcular la pensión del trabajo a tiempo parcial

El Tribunal Constitucional (TC) ha declarado nula la desigualdad que existe a la hora de calcular la pensión de jubilación en el trabajo a tiempo parcial, al considerarlo discriminatorio.

  • La sentencia reconoce a los trabajadores a tiempo parcial el derecho a que un día trabajado sea igual a un día de cotización a la Seguridad Social, como pasa con los trabajadores a tiempo completo; este derecho es independiente de las horas trabajadas en este día. Por lo tanto, la sentencia suprime el coeficiente que se utilizaba para medir el tiempo de contribución.

  • El precedente de esta sentencia es una reciente sentencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea de 9 de mayo; entre otras cosas, considera que la aplicación, adicional, de un coeficiente de parcialidad relativo al trabajo a tiempo parcial va más allá de lo que es necesario para calcular la pensión con el tiempo cotizado. Por lo tanto, representa, para el grupo de los trabajadores que prestaros sus servicios a tiempo parcial reducido, es decir, por debajo de dos tercios de un trabajo a tiempo completo comparable, una reducción del importe de la pensión de jubilación superior a la que resultaría únicamente de tener en consideración su jornada de trabajo.

  • La sentencia del Tribunal Constitucional no tendrá efectos retroactivos y por lo tanto no afecte a quienes ya están cobrando una pensión de trabajadores a tiempo parcial ni a los que ya tienen reconocido el derecho y van a empezar a cobrarlo próximamente. Tampoco a los que trabajaron dos tercios de la jornada, porque con el coeficiente, ya tienen reconocido el día completo de cotización, ni a los que cobren pensiones por debajo de la renta mínima de la Seguridad social, porque ya tienen el complemento.

  • La Seguridad Social ya ha anunciado que modificará sus sistemas informáticos para empezar a pagar las pensiones a los jubilados del tiempo parcial que se den de alta.

Registro de la jornada diaria de los trabajadores

En la Newsletter anterior les informábamos de la modificación del artículo 34 del Estatuto de los Trabajadores y del establecimiento de una nueva obligación empresarial: el deber empresarial de garantizar el registro de la jornada diaria.

Con tal de facilitar el cumplimento de ésta obligación, el Ministerio de Trabajo ha elaborado una Guía sobre el Registro de la jornada; por su parte, la Inspección de Trabajo ha elaborado un Criterio técnico sobre la actuación de la Inspección de Trabajo en esta materia.

A continuación, les destacamos los principales aspectos que desarrollan el criterio técnico que ha de guiar la actuación de la Inspección en éste ámbito:

  • La gestión del registro es una obligación de resultado que supone la necesidad que existe obligatoriamente un registro y es exigible en cualquier caso.

  • El objeto del registro es la jornada de trabajo realizada diariamente y no se exige expresamente el registro de las interrupciones o pausas que no tengan el carácter de tiempo efectivo de trabajo; no obstante, si el registro no recoge una visión adecuada y completa del tiempo de trabajo, podría presumirse que todo el tiempo registrado es tiempo de trabajo efectivo.

  • No se exige una forma específica de registro: se admiten sistemas electrónicos, telemáticos o manuales siempre que se trate de un sistema objetivo, que garantice la fiabilidad, la veracidad y la no alteración a posteriori.

  • La norma exige la conservación de este registro diario durante 4 años y el criterio admite cualquier medio de conservación siempre que esté documentado (así, se admite el escaneo de los documentos cuando el registro sea manual). La Inspección podrá requerir la impresión de los registros, su descarga o su suministro en soporte informático y en formato legible y tratable.

  • El registro tiene que ser accesible en cualquier momento para la Inspección de Trabajo y la Seguridad Social, para los trabajadores o sus representantes. Por eso, se exige que haya de estar y permanecer físicamente en el centro de trabajo o ser accesible des de éste de manera inmediata. Esto no implica la obligación de la entrega de una copia del registro a los trabajadores o a sus representantes.

  • Se mantienen las obligaciones de registro especificas existentes en materia de trabajo a tiempo parcial (totalización mensual y entrega de copia al trabajador del resumen de horas ordinarias y complementarias) y de horas extraordinarias (totalización del periodo fijado para el pago de las retribuciones y entrega de resumen al trabajador).

  • La transgresión de les obligaciones en materia de registro de la jornada es tipificada como a infracción grave para la Ley de infracciones y sanciones del orden social (multa, en su grado mínimo, de 626 a 1.250 euros; en su grado medio, de 1.251 a 3.125 euros; y en su grado máximo, de 3.126 a 6.250 euros).

Imprimir en PDF